Clase virtual 5 – La comunicación oral

Introducción

Hola estimado (a) estudiante, vamos prácticamente a la mitad del desarrollo de este curso, espero que el contenido que hasta ahora has estudiado sea de gran ayuda para mejorar tu vida académica, personal, laboral, entre otras. Esta clase tendrá como finalidad brindarte los conocimientos, habilidades y herramientas para que puedas diseñar, elaborar y redactar trabajos académicos de cualquier índole, tales como un ensayo, entre otros. Debes tener presente que para elaborar textos académicos, es necesario contar con una metodología o estructura que dé la debida importancia a la parte de fondo, es decir, al contenido y forma, que tomarás en cuenta al construir tu escrito.

Escritos tipo estructura académica

Concepto

Un escrito académico es fruto de una investigación personal sobre un tema determinado, para ello es necesario documentarse consultando diversas fuentes: libros, revistas especializadas, recursos electrónicos, otros. “Se considera escrito académico el informe que comunique los resultados de una investigación documental o las tareas específicas de alguna disciplina”. ITESM (sf).

Los textos académicos se utilizan fundamentalmente en los sitios o lugares donde se genera, adquiere, comparte y difunde el conocimiento formal. Se desarrollan y usan durante todo el proceso de enseñanza-aprendizaje, para hacer investigaciones, informes, reseñas, artículos, ensayos, monografías, otros. Pudiéndolos crear el estudiante, el docente y el investigador. La finalidad es comunicar el conocimiento producido.

En el ámbito académico existen escritos tipo estructura académica y de confección habitual, tales como informes, ensayos y monografías, habiendo diferencias entre ellos.

Elementos formales de un escrito académico

“Todo trabajo académico debe mostrar una organización interna que le dé unidad y coherencia a todas las partes. Hay una estructura lógica que reúne las características necesarias para la presentación de trabajos, ésta consta de cuatro partes esenciales con las que se logra hacer coherente la exposición escrita: introducción, desarrollo y conclusiones, así como las fuentes de información”. ITESM (sf).

La estructura o elementos que en general debe contener un escrito académico, son:

  1. Carátula o portada: es utilizada para identificar el trabajo.
  2. Resumen y abstract (versión en inglés del resumen). Éste es opcional y suele estar integrado por un texto de 300 a 500 palabras, se recomienda principalmente para ensayos, artículos científicos o de divulgación, ponencias y tesis concluidas. Indica el origen o naturaleza del documento.
  3. Índice: anuncia o enuncia los apartados de que consta el escrito, incluyendo sus sub-apartados según aparecen en el texto, así mismo, estos indican la página en la que aparecen.
  4. Introducción: define la finalidad del escrito, lo que movió a su realización, el alcance de la indagación hecha y los documentos consultados para llevarlo a cabo.
  5. Desarrollo: es el cuerpo del texto, se sugiere dividirlo en capítulos enumerados incluyendo los grandes ámbitos del mismo.
  6. Conclusiones: muestran el resultado final de lo expuesto de forma clara y ordenada, con las deducciones obtenidas a lo largo de su desarrollo.
  7. Referencias bibliográficas: incluyen el conjunto de documentos consultados, citados o no a lo largo del trabajo, se presenta al final y de forma ordenada cronológica o alfabéticamente.
  8. Apéndices o anexos (opcional: Para no desvirtuar la secuencia y orden lógico del trabajo, hay informaciones o evidencias que son colocadas al final del escrito. Complementan y ayudan a dar certeza de lo realizado durante el proceso.
  9. Elementos adicionales: agradecimientos y dedicatoria (suele utilizarse en tesis o libros).

¿Cómo se estructura un texto académico?

La estructura que presenta todo trabajo académico se puede sintetizar en los siguientes componentes:

Características de un texto académico

Podemos mencionar como características fundamentales de un escrito académico, las siguientes:

  • Pertinente: Que resulta oportuno y adecuado a la situación en la que se produce.
  • Programático: Que sigue un programa o un orden.
  • Perspicaz: Que analiza con agudeza y profundidad.
  • Preciso: Claro, conciso, que expresa lo esencial.

Fuentes de información, su uso y manejo

Para realizar escritos académicos es necesario que nos fundamentemos en el pensamiento y conocimiento de otros que hayan reflexionado sobre el campo disciplinario que nos interesa, con el objeto de que el nuevo conocimiento se construya sobre una base sólida que nos antecede y que de alguna manera le da certeza y pertinencia a nuestro escrito o documento.

Es necesario tener conocimientos generales sobre el uso y manejo de la información, pues la experiencia nos muestra que las competencias en información, contribuyen a una formación basada en el conocimiento activo, significativo, innovador y creativo.

¿Qué son las fuentes de información?

Las fuentes de información son todos los recursos que, proporcionan la información requerida por cualquier institución, persona, documento, se hayan generado o no con ese fin y sean utilizados directamente o a través de un profesional de la información como intermediario. Se puede decir que son todos aquellos recursos que contienen datos formales, informales, escritos, orales o multimedia.

Por tanto, la finalidad principal de las fuentes de información, es la utilidad que proporcionan, es decir, satisfacen la necesidad informativa; en este contexto, proporcionarán las ideas y conocimientos que se requieren en la elaboración de escritos académicos.

Características de las fuentes de información

De acuerdo con Marga Losantos Viñolas, las principales características de las fuentes de información, son:

  • Satisfacer las necesidades informacionales de cualquier persona.
  • Pueden tener múltiples soportes.
  • Pueden haber sido creadas con la finalidad de informar o no.
  • Están ubicadas en un lugar físico (una biblioteca, por ejemplo) o virtual (Internet).
  • Son estáticas, el usuario accede a ellas.
  • Información producida o procedente de instituciones o personas.

Clasificación de las fuentes de información

Tomando en cuenta la fuente de donde emana la información, estas pueden ser:

Otros tipos de clasificaciones que de alguna manera se utilizan en la construcción de documentos académicos, son:

Soportes donde se almacena la información

  • Impresos o escritos.
  • Edición electrónica:
  • En línea.
  • Disquetes.
  • Cinta magnética legible por ordenador.
  • Internet (red).
  • Correo electrónico entre usuarios.
  • Conferencias electrónicas.
  • Boletines de alerta.
  • Acceso a revistas electrónicas.
  • Acceso a bases de datos electrónicas
  • Páginas web (WWW).
  • Otros.

¿Cómo se organiza la información?

La organización de la información, es decir, su sistematización y procesamiento es una actividad sencilla, siempre y cuando se haga de una manera formal y rigurosa, creando o siguiendo procedimientos ya desarrollados y probados, sin perder de vista estos elementos, que integran todo el proceso:

Estrategias de organización de la información

Cuando hablamos de estrategias de organización, nos referimos a la combinación de los elementos informativos seleccionados de los materiales de aprendizaje en un todo coherente y significativo. A esta relación de los datos informativos se le denomina conexiones internas (Beltrán, 1998). De esta fusión, se puede pasar a una reorganización constructiva de la información, que debe aprenderse, modificándose en otra más fácil de comprender. A este respecto se puede decir, que las investigaciones actuales demuestran que entre más conexiones o relaciones se puedan identificar o crear entre los datos informativos, más profunda será su comprensión, retención y recuperación. (Puente, 1989; Pérez, 1990, citado por Beltrán 1998).

Las estrategias organizativas de la información requieren que se asuma un papel eminentemente activo ya que no se trata de reproducir la información aprendida, sino de ir mucho más allá, con la elaboración y organización del contenido, es decir, se trata de descubrir y construir significados que aporten sentido a la información. Al ser una actividad más compleja, implica un esfuerzo cognitivo y afectivo por parte del usuario, que le permite una mayor retención de la información. (Díaz & Hernández, 1999).

Técnicas utilizadas en la organización de la información

Los estudios e investigaciones actuales priorizan una serie de técnicas de organización, que son utilizadas de manera eficaz por los estudiantes a la hora de elaborar sus escritos académicos, entre las que se pueden mencionar estas:

Otras técnicas no consideradas por esta autora, pero que son relevantes en la organización de la información, son: análisis de contenido estructural, técnicas espaciales, árbol organizado, redes conceptuales o semánticas, red de contenido, mapas de ideas, diagrama decisión, esquema circular (algorítmico), diagrama UVE, matrices de comparación – contraste y mapas semánticos.

Escritos académicos: el ensayo

Concepto

El ensayo académico es un texto riguroso, que alumbra aspectos desconocidos del tema de forma interesante y accesible. A la par de riguroso, es interesante, novedoso y propositivo. Es una invitación dirigida a la inteligencia, a la reflexión, a los colegas de un campo académico determinado, más que una imposición por la fe o manipulación dirigida a los sentimientos y emociones.

Características

  • Es un texto informativo-argumentativo escrito en prosa.
  • Su intención es convencer, persuadir al lector para que este conozca y comparta la perspectiva del autor, para que comparta su tesis, argumentando, no imponiendo.
  • El lenguaje utilizado es denotativo y usa el registro formal de la lengua.
  • Puede combinar las formas de la expresión conocidas como descripción, exposición, argumentación y narración.
  • La intención o el objetivo del ensayo debe ser claro, explícito y el autor debe estar abierto a posturas divergentes a la suya.

Estructura Interna del Ensayo Académico (Elementos que dan forma a su estructura)

  • Ortografía: Escritura correcta de las palabras, acentuación, sílabas, signos.
  • Sintaxis: Orden de las palabras dentro de la oración, relación entre oraciones para formar párrafos de manera coherente y lógica.
  • Formato: Hojas blancas, tamaño carta, escritas en Arial 12 puntos en hojas con márgenes de 2.5 cm. Arriba y abajo, 3 cm izquierda (por si lo engargolas) y 2.5 cm derecha, con interlineado de 1 o 1.5.

Apartado crítico

  • El escritor del ensayo da crédito a los autores consultados ya sea a través de citas textuales o parafraseadas en una referencia de la fuente consultada, para respetar el derecho de autor y no caer en el delito de plagio, que en el entorno universitario se considera “deshonestidad académica”.
  • El aparato crítico es un requisito formal y se fundamenta en que este documento es expresión del pensamiento académico, por lo tanto, para aumentar su credibilidad, se debe complementar con actividades tales como:
  • Investigar apoyándose en trabajos de reconocidos autores y/o confrontarlos con nuestros argumentos o postura ideológica.
  • Si vas a confrontar ideas, debes analizarlas, discutirlas y darles un tratamiento ético con los créditos otorgados a quién se está consultando.
  • Siempre valorar la propia opinión y justificar tus argumentos de manera lógica y/o literaria.
  • El reconocimiento del autor y la fuente de donde se tomó la información, se realiza a manera de cita, en el formato “Harvard”. Entre paréntesis se pone el apellido del autor, el año de publicación y la página de donde se tomó la información.
  • Nombre del autor, empezando por el apellido, año de edición del libro y página. Ejemplo: Reyes, no se escribe el título del artículo o libro de su autoría, sólo el apellido paterno, después de la coma, el año en que se editó, la obra, artículo o libro y por último, con dos puntos, la página de dónde tomaste la referencia o información. (PÉREZ, 2002: 31)
  • Esto se hace sólo cuando es una cita textual.

Partes del ensayo académico

Título:

Refleja la idea general del texto, es importante que se relacione directamente con el contenido y que además sea atractivo. Para poder redactar adecuadamente un título, se deben contestar las siguientes preguntas:

  • ¿De qué habla el trabajo?
  • ¿Cuál es la idea central?
  • ¿Qué y cuáles son las variables que vas a manejar?

Introducción:

Surge de la idea principal o del título.

  • Expresa, explícitamente, el tema, el objetivo, la hipótesis, o planteamiento, las partes, las fuentes consultadas y el contexto en el que se realiza la documentación o fundamentación, los límites y el enfoque.
  • La hipótesis es una postura o suposición acerca de un hecho o situación acerca de la cual se puede obtener información y puede ser confirmada, negada, aceptada o rechazada. Generalmente se presenta a manera de afirmación pero también se puede redactar como pregunta.
  • Las preguntas que se deben responder en esta etapa son:
  • ¿Cuál es el contexto en el que se desarrolla el ensayo?
  • ¿Qué se va a probar en este ensayo?
  • ¿Cuál es el propósito de este ensayo?
  • ¿Cómo se probará la tesis?
  • ¿Qué estrategia se utilizará?
  • ¿Cuáles textos serán utilizados para probar la hipótesis?
  • ¿Se va a comparar, ejemplificar, investigar?

Desarrollo

Se realiza en función de los criterios establecidos en la introducción.

Contiene la exposición y análisis del tema, así como también la hipótesis planteada; las ideas propias en que se sustenta el trabajo apoyado con la información de las fuentes necesarias:

  • Libros: todos los libros que utilices para realizar tu ensayo o investigación, en este caso, el libro de Eduardo Galeano que leíste para realizar tu ensayo. Si son libros electrónicos (e-books), se hace el mismo procedimiento que para los libros en físico.
  • Periódicos y/o Diarios. También pueden ser de su página o sitio donde los consultas vía internet, ya sea en PDF o en el Website del periódico.
  • Revistas. Lo mismo que para el periódico.
  • Internet: cuando utilizas algún sitio o página especializada o específica, que contiene información sobre tu tema (esto no significa bajar el ensayo con el clásico “copia y pega” o “copy-paste”, eso es PLAGIO y sabes que se ANULA por considerarse delito de deshonestidad académica).
  • Entrevistas: cuando alguna o varias personas, como actores participantes de algún fenómeno o que hayan tenido contacto directo con algún personaje o hecho social del que estás recabando información, te proporcionan datos de primera mano y/o de viva voz. Esta la puedes realizar tú mismo, o utilizar alguna ya hecha por otra persona, a la cual, debes darle crédito y citar su nombre y el título de su trabajo.
  • Experiencias: pueden ser propias o de otra persona y está muy relacionado con la entrevista.
  • Pruebas: todas las evidencias que corroboren la certeza o verdad de tu afirmación o hipótesis.

Aquí en esta parte, es dónde se presenta toda la información que ayuda a corroborar o rechazar la hipótesis.

Conclusión(es):

  • El autor expresa sus propias ideas sobre el tema, puede dar sugerencias de solución, pero lo principal es cerrar las ideas que fueron expuestas en la Introducción y se trabajaron en el Desarrollo; también se pueden proponer líneas de análisis para posteriores investigaciones documentales y ensayos.
  • En esta parte se determina si la hipótesis planteada es aceptada, rechazada o requiere de modificación.

Las preguntas a responder en esta parte del ensayo son:

  • ¿Se logró comprobar o rechazar la hipótesis?
  • ¿Qué nuevas preguntas o líneas de análisis pueden surgir del trabajo?
  • ¿Hay alguna opinión, personal fundada en el trabajo?
  • ¿Qué se debe de externar en el escrito?

Citas:

En todo escrito, especialmente en el académico, se deben citar las fuentes de donde se obtuvo la información. Hay que recalcar que hay dos tipos de citas:

1.- Textuales: Se copia el texto tal y cual lo presenta originalmente el autor.
2.- Parafraseadas: La idea es del autor pero se puede escribir con palabras propias.

  • Es importante subrayar, que en ambos casos se debe citar (mencionar la fuente de donde se obtuvo la información) con alguno de los sistemas escogidos.
  • En el primer caso se utilizan comillas en todo el texto citado y en el segundo caso sólo se menciona la referencia.
  • Es parte fundamental de la formalización el reconocer lo que corresponde a otros autores por lo tanto, independientemente del sistema utilizado, este reconocimiento se hace en el texto o en el pie de la página donde se cita.
  • La referencia completa, tal como lo exige la formalización, se agrega al final del ensayo, en el apartado de Bibliografía.

Bibliografía:

  • La bibliografía se presenta al final del ensayo y se ordena por orden alfabético numerándola, tomando en cuenta el primer apellido del autor.
  • Es de destacar el hecho de que se debe reportar todo el material consultado, y este puede abarcar libros, periódicos y revistas, imágenes en movimiento, fijas (cuadros, fotografías), entrevistas, observaciones.
  • En este caso hay que hacer los ajustes pertinentes tanto en los elementos de la referencia (libro, periódicos, video etc.), como en el nombre de la parte que se reporta: Bibliografía, Fuentes Documentales etc.

Como guía, los datos que contiene la Bibliografía son:

  • Autor (apellido paterno, materno, nombre (s).
  • Año de la publicación.
  • Título.
  • Edición (en caso de que no sea la primera).
  • Editorial.
  • Lugar (país) de edición.

Conclusión

A manera de conclusión se puede afirmar que en el discurso escrito, existe un alto grado de complejidad, formalidad, sintaxis, prosa densa, en algunos casos buena cantidad de información y sobre todo pertinencia en la construcción del mensaje para que sea coherente, claro, preciso, corto, innovador, veraz y esté muy bien cohesionado. Esto exige conocimientos y sobre todo habilidades en la búsqueda de información, en su organización y uso.

Es de suma importancia aprender a escribir académicamente en este nivel de educación superior, pues es esencial para adquirir y construir conocimiento; por lo tanto, es una actividad integral del aprendizaje académico en cualquier disciplina, asignatura y tema. Por otra parte, a medida que uno se familiariza con la escritura de textos académicos, va siendo capaz de construir estrategias didácticas y de desarrollar habilidades de mediación escrita de referentes novedosos, con la posibilidad eventual de transformar los hechos de la disciplina que se estudia y ejercita.