La educación superior y el mercado laboral

En la actualidad, las universidades se encuentran en la tarea de constante adaptación al entorno social, sobre todo están en busca del desarrollo tecnológico para el beneficio institucional y en la implementación de competencias para el progreso de sus estudiantes. No obstante, la idea de lograr una universidad sumamente actualizada y competente para las nuevas generaciones de alumnos queda lejos de ser una realidad mundial, pues no ha sido el principal objetivo de muchas instituciones que la actualización y visión se realicen con expectativas de mejorar las condiciones y circunstancias que rodean al tema de la educación.

Es por tal motivo que deben tomarse en cuenta algunos aspectos que se proponen como ejes de renovación para la educación superior, los cuales se resumen en:

Adaptabilidad de los programas educativos

  • Adaptar un sistema educativo basado en competencias
  • Incentivar a los alumnos a desarrollar sus habilidades

La educación debe enfocarse en que el alumno obtenga y desempeñe sus competencias para enfocarse en el camino laboral, debido a que es fundamental demostrar la capacidad de desempeñar un papel profesionista para la obtención de empleo.

Cursos online y nuevos formatos

  • Promover cursos autogestivos
  • Incentivar un aprendizaje integral y variado
  • Desarrollar perfiles multidisciplinarios

Se propone que la educación de los estudiantes no se centre únicamente en una disciplina sino que sean capaces de desarrollar un perfil multidisciplinario que refleje a un profesionista preparado para afrontar diferentes responsabilidades, actuar en la resolución de diversas situaciones o que pueda adaptarse a diferentes funciones de desempeño. Se habla de una circunstancia que puede lograrse a través de las TIC donde se reúnan contenidos educativos de mayor accesibilidad y afluencia.

Autodidáctica

  • Promover el aprendizaje autorregulado así como otras estrategias
  • Apuntar hacia la inversión de menor tiempo y dinero

No se busca que los estudiantes dejen de lado a las instituciones sino que puedan tener un mayor control del proceso en el que obtienen sus conocimientos y dirigen su formación. Se trata de que el alumno pueda aumentar su responsabilidad y se adentre a una situación más libre donde puede explorar diversos conocimientos que impliquen un menor gasto económico y mayor aprovechamiento del tiempo, nuevamente teniendo como propuesta el uso de tecnologías para la educación.

Universidades que promuevan comunidades de enseñanza – trabajo

  • Ampliar el perfil de los docentes
  • Conectar a las universidades con las empresas

Es importante que las universidades se preocupen por una constante capacitación de sus docentes para que el proceso de la enseñanza, que desemboca en el futuro laboral, esté de acuerdo a las demandas y necesidades de la sociedad del momento. Aunado a ello, también se considera necesario que se creen vínculos con las empresas, instituciones y demás fuentes de empleo, para que los egresados del nivel superior tengan un campo seguro donde desarrollarse de manera profesional y no exista la problemática de terminar un nivel superior y tener nulas opciones de empleo.

El hecho de que las universidades busquen su actualización a las exigencias del presente laboral y profesional, no solo repercute en el beneficio personal de los estudiantes, sino que, de manera general, se debe enfocar al beneficio y crecimiento social, para el beneficio de la sociedad y para encaminarnos a un futuro sustentable.

Fuente de consulta:

García-Bullé, S (2019). “5 propuestas para renovar la educación superior”. Consultado en: https://observatorio.tec.mx/edu-news/renovar-las-universidades